Salas de espera

Nuestro centro dispone de dos salas de espera diferenciadas.

Una amplia sala para perros, para que tanto ellos como sus propietarios se encuentren cómodos. Sabemos que al encontrarse muy cerca de otros perros o cuando ven a un gato algunos perros se ponen más nerviosos. De esta manera proporcionamos una espera más amena y calmada.

Para los gatos disponemos de una sala pequeña, tranquila y confortable. Sabemos que los felinos se estresan especialmente cuando cambian de territorio. Además disponemos de un “reposa transportines”, es un mueble específico, con varias alturas, porque ya sabemos que siempre se sienten más seguros en alto. También hay una exposición de accesorios específicos, como rascadores, fuentes de agua, comederos interactivos y sus juguetes preferidos.